Lobesia botrana: jornadas con especialistas de Estados Unidos se desarrollará en la provincia

Lobesia botrana: jornadas con especialistas de Estados Unidos se desarrollará en la provincia


27 de Julio, 2018

Mendoza será sede de las jornadas de actualización e intercambio de experiencias y conocimientos en el control de la plaga Lobesia botrana organizadas por SENASA. Participarán técnicos de Estados Unidos y Argentina y tendrá lugar en las instalaciones de la Sede Central del ISCAMEN.

A desarrollarse el próximo 30 y 31 de julio, el encuentro busca generar un espacio de intercambio de experiencias en cuanto a las medidas fitosanitarias implementadas; las estrategias abordadas, los puntos críticos de las acciones operativas implementadas, modelos organizacionales, movimiento de artículos reglamentados, la problemática de los establecimientos abandonados,  como así también el rol de la participación público-privada, entre otras aristas desarrolladas por cada país.

Contará con la participación de la Doctora Beth Stone Smith, especialista del programa de control público-privado de Lobesia botrana en California,  Estados Unidos; lugar en el cual se logró la erradicación de la plaga.  Se ha proyectado además una jornada ampliada con representantes de diversos organismos públicos INV, INASE, INTA y privados como así también de Universidades.

Para la próxima campaña agrícola 18/19, Mendoza cuenta con la Ley 9076/18, reglamentada mediante el Decreto Nº1078, que asegura la financiación del Programa de lucha contra la polilla de la vid con fondos asignados por el estado nacional, provincial  y el sector productivo, a través de una contribución obligatoria especial de los productores vitícolas de más de 10 hectáreas.

A través del fideicomiso de administración y asistencia financiera vitivinícola, se ha llamado a licitación para la adquisición de difusores de feromonas. Esto, debido a la  necesidad de prever la logística de distribución y colocación de estos insumos en el momento oportuno. La mencionada ley provincial  declara de interés provincial el programa de control y erradicación de  Lobesia  y determina que el ISCAMEN diseñará y presupuestará anualmente el programa de intervención con el objetivo de reducir la presión de esta plaga en todos los oasis productivos de la provincia, hasta alcanzar la erradicación.

Establece además una serie de procedimientos administrativos con el objetivo de canalizar estos recursos a fin de adquirir las herramientas de control necesarias para el control de la polilla de la vid, por lo menos, durante dos campañas consecutivas (2018/2019 y 2019/2020), con una posible extensión para una temporada más. A partir de octubre y a través del boleto del Departamento General de Irrigación, los productores de vid con más de 10 hectáreas recibirán un talón de pago con dos códigos de barras correspondientes al pago anual o en cuotas de la contribución destinada al control de  Lobesia botrana.

Se bonifican hasta 10 hectáreas a todos los productores vitícolas de Mendoza, lo que significa que el 70% de los productores quedan exentos del pago de la contribución destinada a financiar los insumos y servicios que demande el programa.

Mendoza ha sido escogida como sede de esta actividad a partir de la  magnitud del trabajo desarrollado en la provincia para el control de este flagelo de la vitivinicultura, cabe recordar que al iniciarse el operativo pasado -17/18-, en algunos oasis productivos de la provincia las pérdidas rondaban el 50% y las estimaciones arrojaban una merma del 30% de la producción provincial de vid. Las acciones realizadas permitieron  una reducción en la detección de ejemplares adultos del 70%, en comparación con las capturas detectadas en la campaña anterior.

Se desarrolló un plan de manejo integrado combinando todas las estrategias y herramientas disponibles para abordar esta problemática. Se priorizó el empleo de la Técnica de Confusión Sexual, de probada eficiencia a nivel mundial. Se brindó asistencia con insumos para implementación esta técnica, ya que es la opción de control que mejor se adapta al esquema productivo de Mendoza, debido a que no se requiere el uso de maquinaria pulverizadora, es totalmente específica (no afecta a otros insectos), no genera residuos químicos y permite una continuidad de control más allá de las condiciones climáticas. Se cubrieron 65.000 hectáreas de vid con difusores de feromonas, siendo el mayor bloque conformado en la historia de la provincia.  Además, se brindó un servicio de tratamientos aéreos en más de 100 mil hectáreas de los departamentos de La Paz, Santa Rosa, Rivadavia, Junín, San Martín, Rivadavia, Maipú, Luján, Lavalle, Tunuyán, Tupungato y San Carlos.